Fabricantes de sector automotor deben colaborar a un nuevo nivel frente a escasez mundial de chips

By: Redacción Logística 360
Jun.23, 2021
0

Por Salim Shaikh, VP Industry Strategy, Blue Yonder.

Durante más de un siglo, la industria automotriz mundial se ha enfocado en una tecnología central: el motor de combustión interna. Pero ahora la digitalización del automóvil moderno está revolucionando la industria, con enormes repercusiones para la cadena de suministro de principio a fin. Las tecnologías digitales de hoy, según algunos datos, representan al menos el 50% del valor de un vehículo.

A medida que los automóviles se vuelven más autónomos, eléctricos y conectados, sus características digitales diferenciadoras dependen cada vez más de los fabricantes de semiconductores. Desde el infoentretenimiento hasta la dirección, el frenado y la navegación, los chips son la base de casi toda la funcionalidad del automóvil moderno.

En el futuro, KPMG proyecta que el automóvil totalmente autónomo probablemente tendrá entre ocho y diez veces más contenido de semiconductores que los vehículos no autónomos, gracias a la conectividad 5G, los sensores LiDAR y las tecnologías de reconocimiento de imágenes.

La escasez de chips actualmente está frenando las líneas de producción de automóviles en todo el mundo mostrando cuán susceptible es la cadena de suministro a las interrupciones. Algunos expertos estiman que la industria automotriz mundial perderá más de US$ 60 mil millones en ingresos de 2021 debido a este desajuste fundamental entre la oferta y la demanda.

La volatilidad del mercado tras la pandemia demuestra la necesidad de que tanto los fabricantes de automóviles como los de semiconductores adopten tecnologías avanzadas de la cadena de suministro que aumenten su visibilidad, colaboración y capacidad de respuesta.

Carreras hacia la transformación de la cadena de suministro

Así como la digitalización está revolucionando el automóvil, también está revolucionando la cadena de suministro. Desde inteligencia artificial (IA) y ciencia de datos avanzada hasta análisis predictivo, las soluciones digitales pueden acelerar la transformación de la cadena de suministro al ayudar a los fabricantes de automóviles y semiconductores a lograr las siguientes capacidades clave:

  • Visibilidad y colaboración de la cadena de suministro de un extremo a otro. La reciente escasez de chips se debió a que COVID-19 comenzó a cerrar plantas de automóviles, y los chips se desviaron a aplicaciones de electrónica personal de rápido crecimiento. La torre de control Luminate de Blue Yonder está diseñada para escanear todo el ecosistema para identificar y responder a tales eventos a través de la visibilidad impulsada por la inteligencia artificial y la capacidad de respuesta en tiempo real. Cuando algo sale mal, la torre de control sopesa las opciones y recomienda el resultado óptimo para toda la red, según el costo, los niveles de servicio al cliente y los ingresos y el margen.

La planificación del suministro adquiere un nuevo nivel de velocidad y precisión cuando se logra en todos los participantes esenciales de la red de suministro. Esto significa capacidad de colaboración, compartir pronósticos de mercado, datos operativos, conocimientos logísticos y otra información crítica a través de una plataforma compartida de soluciones de la cadena de suministro. Los clientes de automoción necesitan vincular sus propias cadenas de suministro complejas con las de sus principales fabricantes de semiconductores. Solo reconociendo y respondiendo a los eventos ascendentes y descendentes, todos los socios pueden optimizar sus resultados financieros y de servicio.

  • Planificación de la demanda en tiempo real. Los fabricantes de automóviles y sus proveedores de productos electrónicos deben utilizar datos en tiempo real para detectar cambios en la demanda lo antes posible y planificar todos los impactos posteriores, en todas las organizaciones que participan en la red de suministro global. Estos datos deben recopilarse en tiempo real de una variedad de fuentes de terceros, ingerirse de manera inteligente y analizarse a nivel granular para determinar la respuesta correcta. Gracias a la IA y los algoritmos avanzados, los motores de pronóstico actuales están a la altura del desafío.
  • Planificación de escenarios. Cuando se produce una interrupción mayor, como el cierre de una planta, también es fundamental la capacidad de reconfigurar rápidamente los flujos de la cadena de suministro global y regional, obtener componentes de manera flexible según sea necesario y hacer concesiones continuamente basadas en el análisis de costos, servicios y riesgos. Impulsado por IA, el modelado de escenarios preciso permite a todos los participantes de la cadena de suministro comprender el impacto de las decisiones en los niveles de servicio, el flujo de caja, las pérdidas y ganancias y el balance.

Aceptar los desafíos y las oportunidades de la digitalización

Junto con las oportunidades, la digitalización de la industria automotriz ha traído desafíos, tanto para los fabricantes de automóviles como para sus proveedores. Lo que está sucediendo hoy es similar a la transformación en la computación personal y los teléfonos móviles.

Las soluciones de Blue Yonder pueden ayudar con las fases de implementación y ejecución, mediante la aplicación de inteligencia artificial, ciencia de datos y análisis a lo largo de toda la red de suministro para maximizar la visibilidad y la capacidad de respuesta en múltiples organizaciones.

Si bien la escasez de chips de 2020 a la fecha está teniendo serias repercusiones, se alertó a las empresas automotrices y de semiconductores de que necesitan acelerar sus esfuerzos para transformar digitalmente sus cadenas de suministro. No pueden permitirse esperar más.


Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com