Parlamento alemán aprueba ley para cadenas de suministro éticas y limpias

By: Redacción Logística 360
Jun.11, 2021
0

Berlín, 11 jun (EFE).- El Parlamento alemán aprobó hoy la ley para la cadena de suministros, largamente debatida, con la que se pretende garantizar el cumplimiento de los derechos humanos y la protección del medio ambiente en la producción global de bienes.

La ley fue aprobada con los 412 votos a favor de la coalición de gobierno entre conservadores y socialdemócratas, así como de los verdes, 159 votos en contra -de la ultraderechista Alternativa para Alemania (AfD) y los liberales del FDP- y 59 abstenciones -la Izquierda-.

Entrará en vigor a partir del 1 de enero de 2023 en compañías con más de 3.000 empleados, y a partir de 2024, en empresas con más de mil.

Con la ley se pretende combatir el trabajo infantil, la explotación y la destrucción del medio ambiente en la producción global del bienes y las empresas deben garantizar que en toda la cadena de suministro, también a nivel internacional, no haya violaciones de los derechos humanos.

El ministro alemán de Trabajo, Hubertus Heil, recordó en su discurso ante el Bundestag (cámara baja) que “160 millones de niños están condenados al trabajo infantil y la mitad trabaja en condiciones de particular explotación y peligro”.

“Tenemos que estar a la altura de nuestra responsabilidad y, como estados pero también como economías, contribuir a combatir el trabajo infantil en todo el mundo. Y para ello, esta ley de cadenas de suministro es un paso muy, muy importante”, afirmó.

Decencia y bienestar no deben constituir una contradicción, y “las empresas decentes, por preocuparse, no deben verse perjudicadas, tampoco a nivel competitivo”, frente a aquellas que no lo hacen, agregó.

“Y por eso es importante que hoy, con la ley de cadenas de suministro creemos estándares claros para todas las empresas en Alemania, para que contribuyan a combatir la explotación, el trabajo infantil o el trabajo esclavo”, dijo.

La presidenta adjunta de la ONG alemana Transparencia Internacional (TI), Helena Peltonen-Gassmann, calificó la aprobación de la ley de “primer paso importante” para solucionar la situación en las cadenas de suministro, donde las violaciones de los derechos humanos, los delitos medioambientales o la corrupción “lamentablemente son todavía generalizados”.

No obstante, advirtió que en su forma “todavía no es suficiente” y agregó que “aún queda mucho por hacer” mientras la ley no aluda a la responsabilidad civil y la lucha contra la corrupción no se entienda como un instrumento.

En la misma línea se expresó el secretario general de Amnistía Internacional (AI) en Alemania, Markus N. Beeko, al considerar que la ley aprobada hoy “contribuye a fortalecer los derechos humanos en cadenas de suministro pero se queda corta para imponer de manera efectiva el respeto a los derechos humanos en la actividad empresarial en toda la cadena de valor”.

En tanto, el Instituto de Investigación Económica alemán (Ifo) pronosticó un aumento de los trámites burocráticos para las empresas con esta ley.

Según una encuesta realizada en mayo, sobre todo en la industria, el 43 % de las empresas indican que esperan un impacto negativo debido al aumento de la burocracia, seguida del comercio mayorista, precisa la responsable del Centro de Comercio Exteriores del Ifo, Lisandra Flach, en un comunicado.

“Muchas empresas también se sienten indirectamente afectadas por la ley, por ejemplo por un aumento de precios o por su papel como proveedores de grandes empresas”, agregó. EFE

Fuente: swissinfo


Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com